viernes, 6 de octubre de 2017

La colección de autos de Mr. Bean



Si lo has visto en la televisión, es muy probable que te haya sacado una sonrisa. Rowan Atkinson consolidó su fama mundial luego de interpretar a Mr. Bean, personaje que se metía en divertidas situaciones al volante de su Mini 1000 color verde limón. Pero, más allá de la actuación, el actor británico mantiene hobbie apasionante pero nada barato: los autos de lujo. 

Al igual que Mr Bean, su más reconocida interpretación, Rowan Atkinson mantiene un especial gusto por los autos británicos. Por ello, en su colección podremos encontrar exclusivos modelos de Rolls-Royce, Jaguar o Aston Martin. Pero también de reconocidas marcas como Mercedes-Benz, BMW, McLaren, entre otros.



Conoce más detalles de la lujosa colección de autos que ostenta Rowan Atkinson a continuación.


Rowan Atkinson se ha declarado un verdadero fanático de los autos y no escatima al momento de gastar en nuevas unidades.

Mercedes SLS AMG GT. En el Salón de Frankfurt del 2009, Mercedes presentó su característico superdeportivo con alas de gaviota. Su agresivo diseño exterior acompañado con un motor V8 y 572 hp terminaron por convencer a Rowan Atkinson para adquirir uno. Alcanza una velocidad punta de 317 km/h. (Foto: Mercedes).


Rolls-Royce Ghost. Si lo que buscaba era elegancia, el actor que interpretó a Mr. Bean lo obtuvo con este Ghost. Se trata de un auto de lujo producido a pedido por la exclusiva marca británica Rolls-Royce. Llega equipado con un motor V12 twin turbo capaz de producir 562 hp. (Foto: Rolls-Royce).

Škoda Superb. A Rowan Atkinson se le ha podido ver por las calles de Londres manejando un modelo Superb de la marca checa Škoda. El auto se monta sobre la base de un Volkswagen Passat. (Foto: Škoda).

BMW i3. El popular Mr. Bean también se unió a la tendencia de los autos eléctricos y eligió un ejemplar de BMW. El i3 que maneja le ofrece una autonomía de 113 km con la carga completa, por lo que este hatchback de 167 hp solo es utilizado dentro de la ciudad. (Foto: BMW).

Audi A1. En el garaje de Rowan Atkinson también hay espacio para autos pequeños. Y este modesto A1 cuya versión cuya versión es la más básica encabeza esa lista. Ya sea por su utilidad, eficiencia o desempeño, el actor no tiene reparos en hacer uso de los 84 hp que ofrece el motor TFSI 1.2L de su vehículo. (Foto: Audi).

Honda NSX. El mundo daba inicio al siglo XXI y Honda sorprendió a muchos con un modelo realmente atrevido. Se trató del NSX, un auto japonés con la apariencia de un superdeportivo que rápidamente ganó fama. Su primera generación llegó con un motor V6 de 273 hp que le permitían alcanzar los 325 km/h. (Foto: Honda).

BMW 328 Mille Miglia (1939). En 1936 la marca alemana BMW presentó su innovador modelo 328. Dos años más tarde, creó una edición especial con la que se alzaría el campeonato de rally de las Mille Miglia (Mil Millas) en Italia. Uno de esos ejemplares forma parte de la exclusiva colección del intérprete de Mr. Bean. (Foto: BMW).

Jaguar MK7 (1952). Rowan Atkinson disfruta poner a prueba sus clásicos autos en competencias de circuito. Y su Jaguar MK7 de mediados del siglo pasado no es la excepción. Se trata de un elegante y lujoso modelo británico equipado con un motor de 6 cilindros en línee capaz de alcanzar los 163 km/h. (Foto: Jaguar).

Ford Falcon (1964). Otro de los modelos que utiliza Mr. Bean para las competencias es su Ford Falcon. General Motors lo mantuvo en producción por una década, ofreciéndola con carrocerías sedán, coupé, descapotable, furgoneta y pick-up. La que posee Atkinson es un sedán de 2 puertas equipado con un motor de 6 cilindros. (Foto: Ford).

Aston Martin V8 Vantage Zagato. El Salón de Ginebra de 1986 fue testigo de la presentación de este inusual modelo de la marca británica Aston Martin. En dos años de producción solo se comercializaron 89 unidades, una de las cuales llegó hasta el garaje de Mr. Bean en versión coupé. Como su nombre lo indica, llegó con un potente motor V8 de 5.3 litros y 425 hp, con lo que alcanza una velocidad máxima de 300 km/h. (Foto: Aston Martin). 

McLaren F1. Como todo amante de los ‘fierros’, Rowan siempre quiso poseer modelos que marcaron una época. Por ello no dudó en desembolsar US$ 1 millón por un McLaren F1 en 1997. Según la prensa británica, el actor utilizó el superdeportivo con motor V12 de 6.1 L y 618 hp hasta el 2015, cuando lo vendió por US$ 12 millones. (Foto: McLaren).

No hay comentarios:

Publicar un comentario